Según explicó la Policía, el autor de los disparos ha confesado su autoría y no ofreció resistencia cuando fue arrestado.

El tiroteo se produjo poco después de las 9.00 hora local (6.00 GMT) en el colegio de Viertola, a pocos kilómetros del aeropuerto de Helsinki-Vantaa, un centro escolar en el que estudian cerca de 800 alumnos de entre siete y dieciséis años y trabajan 90 empleados.

Las autoridades desplazaron al lugar una decena de coches policiales y ambulancias y alertaron a la ciudadanía para que evitara transitar la zona de la escuela y no saliera de sus casas hasta nuevo aviso, según medios locales.

La Policía detalló también que una de las víctimas murió en el mismo lugar del tiroteo, mientras que los dos heridos fueron trasladados urgentemente al hospital con heridas graves.

Detenido el sospechoso

Poco después de las 10.00 hora local (7.00 GMT), la Policía comunicó que había detenido al sospechoso del tiroteo, quien al parecer es un alumno de esa escuela de entre doce y trece años.

Un portavoz policial explicó en una rueda de prensa que la pistola con la que se cometió el crimen pertenecía a un familiar cercano del autor del tiroteo y contaba con la pertinente licencia.

Los investigadores no han hallado ningún indicio de que el detenido hubiera planeado el ataque, aunque por el momento desconocen el motivo.

En las últimas dos décadas se han producido en Finlandia varios tiroteos indiscriminados con armas de fuego que han causado decenas de víctimas, entre ellos dos masacres en sendos centros educativos perpetrados por dos jóvenes que mataron a un total de 18 personas antes de suicidarse.