Santiago Nieto, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), visitó a Omar García Harfuch, quien está en proceso de recuperación en un hospital al sur de la Ciudad de México tras sufrir un atentado contra su vida por el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) el pasado viernes 26 de junio.

El secretario de seguridad capitalina está fuera de peligro y, como parte del proceso de recuperación postoperatorio, no puede mover su brazo y pierna; sin embargo, a menos de dos metros de distancia, el hijo de Javier García Paniagua, ex titular de la extinta Dirección Federal de Seguridad, mantiene un chaleco antibalas y un fusil de asalto.

Esto se sabe, porque en la fotografía que se publicó de la visita de Nieto Castillo al nosocomio se distingue el equipo táctico con las siglas de la SSC y el arma de tipo militar-policial.

De acuerdo con las especificidades del equipo, se sabe que el chaleco aguanta un calibre medio y que el fusil es uno de los Galil modelo ACE 21 de última generación adquiridos en 2011 por la extinta Secretaría de Seguridad Pública (SSP).

Catacterísticas del arma:
Tiene una capacidad de 35 balas por carga con una cadencia de 700 disparos por minuto, un peso de 2.8 kilogramos, su precio ronda los USD 2,600 de acuerdo con la Dirección de Comercialización de Armamento y Municiones de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).